Warning: Declaration of SplitMenuWalker::walk($elements, $max_depth) should be compatible with Walker::walk($elements, $max_depth, ...$args) in /home/customer/www/masteatro.com/public_html/wp-content/themes/wt_chapter/functions.php on line 35
Crítica de Sing song swing de Els Pirates - Masteatro
Sing Song Swing

Crítica de Sing song swing de Els Pirates

Sing Song Swing

No han coincidido en la cartelera Records a Broadway, representada en el Versus Teatre a principio de curso, ni Sing song swing, comedia musical de la compañía Els Pirates que se representa hasta pasado fiestas en el Círcol Maldà, pero se complementan. Las dos obras ponen el retrovisor y nos ofrecen su particular homenaje al teatro musical. En la primera había un delgado hilo argumental para unir las distintas canciones populares con que los cuatro chicos de La Nota Teatre repasaban al teatro realizado únicamente en Broadway hasta la actualidad. En la obra de actualidad, la dramaturgia es mucho más compleja y el homenaje no se focaliza solamente en Broadway sino en la historia del musical des de su génesis hasta los grandes musicales americanos.

La idea que hay detrás de este Sing, song, swing es la de explicar y cantar la historia del teatro musical y al mismo tiempo representar el proceso de creación de esta obra. Es decir, teatro dentro del teatro. La compañía lleva ya unos años a sus espaldas y unos cuantos espectáculos estrenados y  se ven capacitados para hacer retrospectiva también entorno a ellos. Y lo hacen de una manera original, divertida, dramática, surrealista y sin hacer caer nunca el ritmo. No es que hablen de ellos, pero si de los propios miedos que giran entorno al proceso de creación de un nuevo espectáculo, sentimientos que de una forma o otra han sufrido los propios miembros de la compañía.

El director Adrià Aubert junto con el resto de piratas ha creado una historia donde una compañía de teatro recibe el encargo de hacer un espectáculo donde se repase la historia del teatro musical, un espectáculo de cabaret inspirado en Bob Fosse. Así vemos, como los actores nos cuentan la aparición de la primera canción que propiciará el nacimiento de los musicales y en orden va cantando y contando las distintas etapas de los musicales. Pero entre canción y canción los actores se quitan las máscaras y las pelucas para hacer de si mismos (bien, de unos actores que están preparando un musical). Aquí es donde florece el dramatismo, pues en las relaciones de los actores se descubren tensiones propias de una compañía en proceso de creación, des del bloqueo de la dramaturga hasta la vanidad del actor. Esta parte tiene el soporte de distintas proyecciones en el telón del pequeño escenario situado en una esquina. Ahí vemos parte del proceso de los ensayos y oímos declaraciones de los actores como si fuera un documental. Además el vídeo actúa como soporten un número musical, la canción de la serpiente, la nota más surrealista, donde los actores hacen como si salieran o entraran en la pantalla.

Sin embargo el núcleo narrativo del espectáculo está en los clásicos del teatro musical que se van representando en directo con una magnífica pianista (Ariadna Cabiró) y con cuatro voces muy bien trabajadas. El ritmo no decae en ningún momento gracias al constante cambio de género que marcan con talento. El vestuario es clave también para marcar la aparición de distintos personajes de un momento a otro creando una confusión expresa entre personajes que conlleva a romper la barrera entre el espectáculo y el ensayo. El punto más álgido está cuando el personaje recurrente (y el que enlaza los distintos números musicales) de la espectadora ideal, peluca mediante, se multiplica y acaba teniendo un diálogo directo con el personaje de la dramaturga.

Con todos estos elementos los referentes para el texto son claros: Fosse y Fellini. Del primero se le debe el tono cabaretero, influenciado por el Sweet Charity y del segundo la dualidad creador-personaje y toda esta línea narrativa del meta teatro. El italiano tiene en 8 1\2 una obra cumbre, una rareza intelectual que Arthur Kopit en el 1982 recogió para formar el musical Nine. Pero anteriormente Fosse recogió la idea de Fellini para crear All that jazz, magnífico musical que cuenta los conflictos de un director de teatro y coreógrafo para finalizar con éxito su nuevo espectáculo mientras su vida se va rompiendo a pedazos. Así estos dos nombres mayúsculos sirven para vertebrar el espectáculo de Els Pirates. Curiosamente, pero, no hay ninguna canción de Nine ni de All that Jazz (pero sí de Sweet Charity). Lo que si que se oye es una estudiada selección de canciones poco conocidas para el público en general para dar a conocer la esencia de la historia del teatro musical más allá de sus piezas más reconocidas, que algunas si que salen.

Un homenaje al teatro musical y al proceso de creación artística con mucho ritmo, con interacción con el público (vigilen que pueden llegar a sacarles a bailar al escenario) y con un buen equilibrio entre géneros. Un buen auto homenaje que se han ganado Els Pirates.

Sing song swing  de Els Pirates.
Dirección de Adrià
Interpretación de Laura Aubert, Ariadna Cabrió, Núria Cuyàs, Ricard Farré i Lluna Pindado.
Homenaje al teatro musical.
En el Círcol Maldà hasta el 6 de enero.
  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *